Zapatos Para Siempre
Greta Santolalla y Florencia Méndez Christie se asociaron hace una década para producir zapatos de tango. Enseguida se distinguieron en el mercado por sus originales combinaciones de color y por un detalle que anticipaba el espíritu de la marca: una flor abierta aplicada en capelladas y talones. La propuesta decantó en una colección de zapatos románticos de puntas redondeadas, tacos posibles y cuidadas terminaciones a mano que finalmente ayudaron a que el proyecto inicial trascendiera la pista de baile para explorar otros ámbitos de la vida cotidiana. Actualmente Gretaflora cuenta con líneas Urbana, Noche, Novias y Tango que comercializa en locales propios de Palermo y Recoleta. Por la calidad de las materias primas argentinas con las que trabajan y por la confección 100% artesanal, hoy está presente en Japón, Chile, Estados Unidos, Alemania y Singapur.